26 SLOW FASHION CHALLENGE BY CYNTHIA BAGUÉ

Hace unas semanas decidí dedicar menos tiempo a las redes sociales e invertir todas esas horas en escribir artículos que realmente me motivasen. Una de las ideas que tuve fue dedicar un espacio especial al consumo responsable dentro de este blog y precisamente cuando me disponía a comenzarlo, Cynthia Bagué propuso en su cuenta de Instagram el #26SlowFashionChallenge, más centrado en la moda que en otros aspectos, pero que me parece muy interesante responder, a pesar de no ser una gran entendida de este mundo. En mi cuenta de Instagram iré subiendo poco a poco algunas de las respuestas, pero me apetecía poder dejarlo aquí plasmado con recomendaciones para todo el mundo. Son 26 preguntas, así que trataré de ser muy concisa para que este post no se os haga eterno. Ojalá os guste y, sobre todo, ojalá os animéis a hacerlo y sumaros a este movimiento:

👚 ¡HOLA MUNDO!, ¿QUIÉN ERES?

Soy Adriana, una coruñesa afincada en Madrid que un día se vio preparando una mudanza y descubrió que su armario estaba lleno de prendas todavía con etiquetas y que ni siquiera recordaba cuándo las había comprado. Ahora mi armario es una burra pequeñita en la que (casi) cada prenda es especial y tiene una historia detrás. Me encanta que la gente me diga “¡Qué bonita es esa camisa!” y poder contestar que me ha costado 2 euros en un mercadillo, que ha sido heredada o que la he intercambiado por otra. Poder entrar a las tiendas, mirar y no tener la necesidad de comprarme nada es una de las cosas que me ayuda cada día a ser un poquito más feliz.

👚 LA ÚLTIMA PRENDA QUE HAS COMPRADO

Una de las últimas prendas que he comprado es esta camiseta con la que salgo en esta fotografía. Me costó 3 euros en la penúltima edición del Adelita Market, un mercadillo que se celebra un sábado al mes en la Plaza Dos de Mayo (Malasaña) y que trata de promover el consumo responsable dándole una segunda vida a todas aquellas cosas que tienes en casa y que ya no utilizas.

👚 UNA FOTO ANTERIOR DONDE YA UTILIZASES VINTAGE O SEGUNDA MANO

Esta fotografía es del año 2012, recién aterrizada en Madrid. En esa época me encantaban los estampados llamativos y recuerdo que esa camisa me la ponía siempre que tenía un evento que yo consideraba importante. Me la compré en una tienda vintage de Malasaña que ya no existe; se llamaba Ana Paradelo y estaba en la Calle Espíritu Santo.

👚 UNA PRENDA QUE HAYAS HEREDADO DE OTRA PERSONA

Las prendas que más me gusta heredar son las que han utilizado mi madre (mi “herencia” preferida de ella son unos botines marrones), mi padre (me encantan sus pijamas, aunque mi prenda preferida es un chaquetón militar que me regaló hace unos años y que tiene más de cuatro décadas) o mis familiares en general. Recuerdo que cuando todavía estaba en el colegio me encantaban unos pantalones de pana verdes de mi abuelo que mi madre aborrecía y que yo me ponía sábado sí, sábado también.

👚 ¿CÓMO ES TU ARMARIO?

Mi armario actualmente es una burra en la que tengo casi todas mis prendas y que voy cambiándolas dependiendo de la estación del año. Para mí resulta realmente práctico porque lo tengo todo a la vista y las cosas que más espacio ocupan, como los abrigos y cazadoras, están en el armario de la entrada.

👚 UNA PRENDA CON LA QUE HAYAS VIVIDO UN MOMENTO IMPORTANTE DE TU VIDA

Una vez una maquilladora me propuso hacer de modelo y recrear diferentes décadas. En estas fotografías podéis verme tal y como ella me vistió para la etapa de los ochenta y lo cierto es que me sentía muy guapa con ese sombrero y ese estilismo.

Me encantan los sombreros, aunque no suelo ponérmelos con mucha frecuencia, pero me parece que son uno de los accesorios que más favorecen a las mujeres.

👚 CAMBIO MÁGICO EN UNA PRENDA QUE NO TE CONVENCÍA Y AHORA ADORAS

Lo cierto es que no tengo demasiado ingenio para la costura, así que suelo probarme las prendas antes de llevármelas a casa (algo que antes no hacía nunca jamás y por eso muchas se quedaban en los cajones con la etiqueta puesta) y valoro si me favorece, si le puedo dar un aire más personal con el resto de las prendas y accesorios de mi armario y en el caso de que no me convenza, prefiero no llevármela. ¡Que alguien me enseñe a coser, por favor!

👚 CALIDAD ANTES QUE CANTIDAD: ESA PRENDA

La fotografía no es muy buena, pero sin duda, este abrigo es la prenda que tengo en mi armario de mayor calidad. Me lo regalaron mi madre y mi hermana hace dos navidades: lo vi en el escaparate de una tienda de A Coruña de moda marinera y me enamoré perdidamente de él. Es calentito y muy grande y lo cierto es que para mí es un verdadero tesoro. Creo que jamás voy a tener un abrigo que me guste más.

(Por si os interesa, la tienda es Náutica Pombo y está en la Avenida Primo de Rivera nº 8).

👚 ANÉCDOTA MÁS CURIOSA DE CÓMO CONSEGUISTE ALGUNA PRENDA DE TU ARMARIO

Hace unos años se hacía en la Plaza Dos de Mayo un trueque entre vecinos. Un día que salí a pasear y que no me había planteado participar, pasé por allí y vi un pañuelo precioso. Le ofrecí a su dueña dinero, pero no lo aceptó (ahí estaba la gracia, el dinero en ese mercadito no tenía valor) así que desistí y me fui a tomar un café a una terraza. Al cabo de un rato, su dueña se acercó y me lo regaló (también me regaló un chaleco) y durante mucho tiempo lo llevé al cuello siempre que utilizaba camisas blancas.

👚 PRENDA QUE HAS LLEVADO AL MENOS 20 VECES

Vale, tampoco esta fotografía es la mejor del mundo mundial, pero este jersey – que también conseguí en el Adelita Market en una edición pasada por menos de 5 euros, no recuerdo exactamente el precio – lo he llevado prácticamente todo el invierno. Me encanta su tacto, la forma de su cuello, las mangas, el color y el estampado elegante y discreto a la vez. Combina con todo y esta fotografía me la hice para enviársela a mi hermana, que siempre dice que encuentro verdaderas gangas en los mercadillos y reconozco que es un don del que me encanta fardar.

👚 ICONOS DE ESTILO

Lo cierto es que no estoy yo muy puesta en temas de moda y tampoco podría decir que tengo grandes referentes, pero sí hay mujeres que me inspiran por su estilo como Susan Sarandon – a nadie le sientan las prendas vaqueras como a ella – Carey Mulligan y, aunque nada que ver con las dos anteriores, me fascinaba (y me sigue fascinando) la personalidad que lograba dar a las prendas, a los accesorios o a los peinados Bimba Bosé.

👚 ¿DÓNDE COMPRAS TU ROPA?

Cuando vivía en Coruña compraba casi todo en grandes cadenas, pero lo cierto es que ya en Madrid mi manera de comprar comenzó a cambiar: empecé a frecuentar más el pequeño comercio (sobre todo las tiendas vintage y de segunda mano) y ahora, cuando me lo puedo permitir, me gusta apostar por diseñadores independientes que encuentro en tiendas o ferias y también me sigue encantando ir a mercadillos o tiendas como Humana cuando sé que se pueden encontrar verdaderas gangas.

Aun así, sigo visitando las tiendas comerciales, sobre todo para las prendas más básicas, aunque cada vez trato de invertir menos en ellas.

👚 UNA PRENDA TUYA CUYA VIDA HAS ALARGADO REPARÁNDOLA

Hace muchos, muchos años, cuando Inditex no era este pedazo de imperio que es a día de hoy, sus abrigos eran de una calidad excelente y sentaban a las mil maravillas: podías invertir una cantidad de dinero no muy grande y encontrar una prenda que podías utilizar durante años (sí, antes esas cosas pasaban en Inditex). Pues en esa época, mi madre le compró un abrigo negro a mi hermana con cuello chimenea que se adaptaba a la perfección a cualquier estilo y que por aburrimiento (no por desgaste) mi hermana terminó regalándome al cabo de (mucho) tiempo. Con los años, más de una década después, el forro comenzó a estropearse y decidimos arreglarlo y aunque ahora ya no me lo pongo tanto, ahí sigue, con intención de dar  guerra unos cuantos años más.

👚 UN CONSEJO SOBRE MODA

Cuando comienzas a consumir moda de manera responsable, te das cuenta que lo mejor es contar en tu armario con básicos y tonos neutros de los que sepas que no te vas a aburrir. En mi caso, mis básicos son los pantalones vaqueros y las camisas de colores lisos. Y por supuesto, contar con alguna pieza especial, única y que se salga un poco de lo que llevas de manera habitual para esos días en los que te apetece vestirte diferente. ¡Ah! Y otra cosa que no puede faltar, sin duda, los jerseys de cuello alto para los meses más fríos.

👚 SOSTENIBILIDAD EN OTROS ASPECTOS DE TU VIDA

Como ya comenté al principio de este post, estoy creando una nueva sección en el blog sobre consumo responsable, así que muy pronto os hablaré de manera más detallada sobre la cosmética y la alimentación responsable. Estos últimos años he aprendido mucho sobre estos temas y, aunque tal vez no podamos hacer todo bien, al menos podemos aportar nuestro granito de arena con pequeños gestos.

👚 PRENDA VINTAGE PREFERIDA

Cuando tenía 13 años, mis tías me regalaron las Doc Martens y por aquel entonces me empeñé en que las quería moradas. Además de todo lo que me las puse durante mi adolescencia, hice el Camino de Santiago cuatro veces con ellas y este año las llevé al zapatero para que me las tiñese de color negro. Siguen como nuevas y, sobre todo en invierno, me las sigo poniendo muchísimo. Ahora que lo pienso, tal vez ellas sean la prenda con la que he vivido algunos de los momentos más especiales de mi vida.

👚 PRENDA HECHA DE MANERA LOCAL

Cada año por mi cumpleaños me autorregalo alguna pieza especial (ropa o accesorio) hecha por algun@ diseñador@ independiente. Repetí dos años con Miss Bijoux, que hace bisutería collage en la que mezcla diseño gráfico con cosas nuevas y otras antiguas recicladas, todo personalizado y mágico. Os recomiendo muchísimo que le echéis un vistazo a su web porque cada pieza es especial y estoy segura de que os encantará. Sé que la pregunta era sobre una prenda, pero son accesorios tan únicos y bonitos que necesitaba mencionarlos en este post.

👚 TU ÉPOCA O DÉCADA FAVORITA EN LA MODA

Si tuviese que elegir una estética, me encanta la década de los 80 en las mujeres y los 90 en los hombres, aunque en realidad lo que más me gusta es que cada persona adapte las décadas a su estilo y personalidad porque eso es lo que les hace auténtic@s. Lo que menos me gusta son las tendencias y las modas de temporada, me aburren y las veo muy poco originales.

👚 DIY RECIENTE

Como ya os dije, la costura no es lo mío, pero hace un tiempo me compré unos encajes muy bonitos en una mercería y con ellos y unos enganches de la zona de Pontejos (Madrid) me hice unos chokers adaptados a mi estilo que me quedaron muy pintones.

👚 HISTORIA DE AMOR CON UNA PRENDA

Os contaré un amor imposible: hace unas semanas fui a una tienda Humana de Madrid y ví un jersey rojo que me encantó. Costaba 3 euros y hacía mucho calor, así que decidí pensármelo antes de comprármelo porque creía que con la llegada del buen tiempo ya no le sacaría partido. Pensé en él cada día y a la semana siguiente volví a ver si lo seguían teniendo (además habían puesto todas las prendas a 1 euro), pero ya no estaba. Ahora no dejo de pensar cada vez que me visto que ese jersey me habría quedado estupendo con cualquier conjunto. Espero que quien se lo haya comprado le esté sacando mucho partido.

👚 UNA PRENDA QUE LE HAYAS DADO A OTRA PERSONA

La última vez que hice una mudanza organicé todas mis cosas a las mil maravillas, sin métodos de libros que se venden como churros, a mi manera, pero mi casa quedó estupenda. Organicé varias cositas que ya no me ponía (sobre todo complementos) y se los regalé a una amiga que sabía que les sacaría mucho más partido que yo. Ahora, cada vez que la veo con uno de ellos, me encanta saber que su segunda vida está siendo mucho más fructífera que la primera. Si no te pones algo, ¡regálalo, dónalo o véndelo en algún mercadito! 

(En la fotografía, mi amiga Estíbaliz lleva uno de los collares que le regalé y le queda mil veces mejor que a mí).

👚 CUENTAS DE INSTAGRAM QUE ME INSPIRAN

No soy yo muy instagramera, la verdad, pero como cuenta personal me inspira la de Cynthia Bagué, sobre todo sus stories hablando de consumo responsable de manera muy cercana y personal o cuando lleva a cabo iniciativas tan bonitas como este challenge, Caras de la Información, en la que Isabel presenta personas con talentos de lo más variados y que fomentan un estilo de vida del que siempre puedes sacar algún aprendizaje, La Cierva Vintage para encontrar inspiración sobre moda vintage (y picar algo de vez en cuando) y la de Cristina Cela, propietaria de Miss Vintage Shop, que ella en sí, su negocio y su estilo para la decoración son exquisitos. Desborda inspiración por los cuatro costados.

👚 ACCESORIO FAVORITO DE SEGUNDA MANO

Precisamente de Miss Vintage Shop tengo un bolso negro pequeñito que me compré casi al llegar a Madrid por menos de 10 € que me encanta y que es el tamaño perfecto para cuando sales a dar un paseo. Lo cierto es que de esta tienda tengo muchos accesorios como gafas, pendientes o colgantes que suelo utilizar con frecuencia (y si tienes la suerte de ir y que te coincida que alguno de sus pantalones es tu talla, estarás de enhorabuena, porque en mi opinión tiene una de las mejores selecciones de prendas vintage de todo Malasaña).

👚 LIBRO O REVISTA ECO FASHION

La verdad es que prácticamente todo lo que leo relacionado con este tema y el consumo responsable en general, lo hago a través de internet, sobre todo de Twitter, y mi cuenta preferida relacionada con esta temática es la de Brenda Chávez, periodista y autora de . También me gusta mucho la cuenta de El Huerto de Lucas, donde organizan muchos eventos relacionados con moda sostenible y ecología y a través de su Twitter os podéis enterar de todo.

👚 CÓMO FORMAS PARTE DE LA FASHION REVOLUTION

Soy consciente de que en la vida no puedes hacer todo bien, pero tod@s podemos aportar nuestro granito de arena intentando consumir de una manera más responsable y menos compulsiva en todos los aspectos de nuestro día a día: comprar el pan en la panadería de tu barrio, reparar esos botines que tanto te gustan en el/ la zapater@ en lugar de comprarte otros nuevos, llevar a el/la costurer@ ese vestido que se te ha quedado corto o participar en un grupo de consumo son algunos ejemplos que, a través de pequeños gestos, ayudan a fomentar una manera de consumir mucho más responsable.  Te digo por experiencia que tal vez al principio te cueste un poco, pero verás como una vez metid@ en esta rueda, te darás cuenta que así se vive mucho mejor.

👚 TUS PLANES RESPECTO AL FUTURO DE LA MODA Y CREATIVIDAD APLICADO A TU VIDA 

En realidad mi intención es continuar esta línea de consumo en cuanto a moda se refiere, porque cuanto más sabes sobre estos temas, más consciente eres de que la manera de consumir en la que nos hemos metido es muy poco ética con el ser humano y con nuestro planeta en general y sinceramente, yo no quiero formar parte de este carro al que todos nos subimos mirando hacia otro lado y cargando nuestras bolsas de camisetas bonitas hechas en otras partes del mundo que parecen quedarnos muy lejos como para pensar por qué son tan baratas. Por suerte, creo que cada vez más personas estamos tomando conciencia sobre este tema (no solo en la moda, también en la alimentación y en otros tantos aspectos de la vida) y espero que esto cambie.

Consumir de manera responsable es un estilo de vida que engancha. Si yo he podido, tú también puedes y aunque no hagamos todo a la perfección, nuestros pequeños gestos pueden ayudar a que este planeta sea un lugar un poquito mejor. ¿Te sumas?

¡Muchas gracias Cynthia por esta iniciativa tan bonita! Síguela en Instagram: #26SlowFashionChallenge.

 

 

Anuncios

MI TOP TEN (Y ALGÚN EXTRA FUERA DEL BARRIO) DE ÚLTIMOS DESCUBRIMIENTOS EN MALASAÑA

Han pasado ya más de diez días desde que comenzó 2018, pero para mí el año empezará el próximo lunes. Las primeras semanas de enero suelen ser algo extrañas y aunque yo no soy de esas personas que se hacen propósitos ni que cree que va a ser capaz de ser mejor porque el calendario marque el inicio de algo, he decidido hacer un post recopilando esos lugares que descubrí a lo largo de 2017 a modo de resumen, como para cerrar un ciclo, así que si vas a visitar Madrid próximamente o simplemente quieres conocer nuevos lugares a los que ir cuando vengas al centro, tal vez este listado te interese:

PARA DESAYUNAR: Yo nunca desayuno en casa, es el mayor lujo que me permito y tal vez uno de mis mayores placeres, así que el hecho de que abriesen de camino a mi trabajo un Levadura Madre en la calle Pez nº 1, fue para mí una grata sorpresa porque, además de ser muy atentos y rápidos en el servicio, tienen precios muy asequibles para tratarse de Malasaña (el café con leche de avena para llevar cuesta 1,60 €). Además, cuenta con una gran variedad de panes, dulces y salados para poder disfrutar a cualquier hora del día.

PARA TOMAR EL APERITIVO (O LO QUE SE TERCIE): Sin duda, este lugar era tremendamente necesario en  Malasaña, un barrio en el que resulta más sencillo encontrar comida de cualquier país lejano que una ración de las de toda la vida. La Colmada en la calle Espíritu Santo nº 19, combina a la perfección los sabores tradicionales pero con un toque actual e innovador; es como entrar en una taberna marinera del norte en la que además, puedes hacer la compra como si de un ultramarinos se tratase. Una gran variedad de vinos, conservas, embutidos, quesos y productos de la huerta entre los que también encontrarás opciones deliciosas para vegetarianos y veganos. De lo más recomendable no solo para el aperitivo, sino también para una comida o una cena de raciones y además, con precios muy pintones.

PARA COMER, CENAR O PEDIR A DOMICILIO: En lo que a gastronomía se refiere y debido a mi cambio de alimentación a finales de 2016, la mayoría de los lugares que he conocido relacionados con la comida son veganos o al menos cuentan con una amplia carta con opciones veganas, así que os voy a recomendar cuatro lugares, dos de ellos en Lavapiés y otros dos en Malasaña:

  • DISTRITO VEGANO en la calle Doctor Fourquet nº 32, un acogedor restaurante en pleno corazón de Lavapiés donde encontraréis platos sencillos y deliciosos elaborados con productos frescos, de proximidad y artesanales de máxima calidad. Eso sí, os recomiendo que reservéis si queréis garantizaros un sitio, ya que a veces resulta complicado encontrar hueco (e irse sin probarlo sería una verdadera lástima).
  • LA OVEJA NEGRA en la calle Buenavista nº 42, es una taberna vegana donde encontrarás cerveza ecológica, tapas y raciones, todo ello en un ambiente muy familiar y a precios asequibles. Es un lugar perfecto para ir con amigos uno de esos días en los que quedas en el barrio de Lavapiés para tomarte unas cañas. Imprescindible que pruebes alguno de sus postres, en mi opinión, lo que más me gusta de su carta.
  • PIZZI&DIXIE en la calle San Vicente Ferrer nº 16, donde podrás encontrar cocina italiana vegana en la que la verdura es la estrella invitada. Lo cierto es que aunque el restaurante es de lo más acogedor, yo siempre opto por llevarme la comida a casa y generalmente las pizzas son mi elección preferida. Si vas, prueba la masa de carbón activo, está muy rica y le da un sabor diferente.
  • AY MI MADRE! en la calle de la Palma nº 41, es mi sitio preferido cuando no me apetece cocinar pero tengo ganas de comer algo rico. En él podrás encontrar cocina argentina, menús diarios, pizzas y cada vez una carta más amplia para quienes escogen una dieta vegana. Es muy económico y contundente, así que si ves que no puedes con todo, no dudes en pedir que te lo guarden para llevártelo a casa.

PARA HACER LA COMPRAAunque tal vez si vienes de escapada a Madrid no vayas a hacer mucho uso de la cocina, puede que te quedes en un apartamento y decidas encender los fogones, así que será una buena opción que conozcas dos locales en los que llenar tu cesta de productos deliciosos:

Fotografía: Recetas con productos 2decologico Malasaña.
  • 2DECOLÓGICO  en la calle Noviciado nº 9 es un espacio (donde además podrás formar parte de su grupo de consumo) en el que encontrarás productos agroecológicos de todo tipo: frutas y verduras de temporada, huevos, quesos, carnes, embutidos, conservas, legumbres y una amplia selección de productos veganos, además de una sección de cosmética natural y productos de higiene para el hogar, entre otras muchas cosas, al que yo no falto ni una sola semana para llenar mi nevera.
  • VEGGIE ROOM en la calle San Vicente Ferrer nº 19 es la otra tienda de alimentación donde complemento el resto de los productos de mi dieta. Entrar allí y coger una de sus cestas es una verdadera tentación, porque aunque vayas con una lista de la compra bien definida, siempre acabas picando alguna que otra cosa. Son muy atentos, te resuelven cualquier duda y además con cada compra siempre tienen algún detalle con los clientes. Muy recomendable si llevas una dieta vegana o sencillamente quieres probar a hacer alguna que otra receta.

PARA ENCONTRAR NUEVA LECTURA: Quienes me leáis hace ya tiempo, sabréis que uno de mis hobbies preferidos es descubrir librerías nuevas y este año una de las que sin duda más me ha gustado es Ciento volando en la calle Divino Pastor nº 13, donde dentro de un mismo espacio encontrarás diferentes secciones en las que cuentan no solo con las novedades y los clásicos más relevantes de todos los géneros, sino que también desarrollan diferentes actividades todos los meses para todos los gustos y edades. Venir a Madrid y no visitar algunas de sus librerías más bonitas y especiales debería de ser un delito tipificado con pena de cárcel.

PARA COMPRARTE ROPA: Aunque desde hace unos años decidí apostar por un tipo de consumo más responsable y cada vez compro ropa con menos frecuencia, este año he descubierto dos tiendas vintage de las que ya os he hablado en otro post de este blog que están en la calle Velarde y son El rincón de Tía Jo y Ekeko Clothes, ambas abiertas en 2017 y en las que además de encontrar una estupenda selección de prendas (cada una con un estilo totalmente diferente), cuentan con una excelente atención personalizada y precios muy asequibles. Para este 2018 ya le he echado el ojo a dos tiendas más del barrio de las que os hablaré próximamente, pero de las que ya os adelanto los nombres: Picos Pardos Vintage y Amores eternos, por si queréis empezar a investigar por vuestra cuenta.

PELUQUERÍA: Una de las preguntas que me hacéis con más frecuencia es a qué peluquería voy y aunque ya os he hecho varios posts hablando sobre este tema, hoy os quería recomendar a la que voy a hacerme el color y de la que nunca os he hablado porque comencé a ir el año pasado; se llama Status Peluqueros y está en Travesía de Conde Duque nº 3. De ella os puedo decir que es la clásica peluquería de barrio – nada que ver con las que encontrarás en Malasaña – en la que además de un trato personalizado y un asesoramiento excelente, te podrás permitir ir a retocarte cada cierto tiempo sin miedo a arruinarte. Yo echaba mucho de menos encontrar un lugar sin pretensiones en el que además entienden siempre lo que quiero y utilizan productos de primeras calidades. Y por si os puede interesar, el corte siempre me lo hago en la calle Marqués de Santa Ana nº 12 con Sara.

Y hasta aquí mis recomendaciones del día de hoy, aunque debo decir que me he dejado unas cuantas en el tintero que darían para escribir un nuevo listado que dejaré para un poco más adelante. Espero que este post os ayude a descubrir nuevos lugares y que disfrutéis de lo lindo de vuestro tiempo libre.

 

MIS TIENDAS VINTAGE PREFERIDAS DE MALASAÑA (ACTUALIZADO 2017)

Tiendas vintage Malasaña
Tiendas vintage Malasaña

Si hay un post que visitáis con frecuencia, sin duda es el de mis tiendas preferidas de Malasaña para comprar ropa vintage, así que hoy he decidido actualizarlo y proporcionaros algo más de información. Espero que os sea de ayuda y si vosotros podéis aportar más ideas, serán bienvenidas en los comentarios. El listado que haré no será por orden de preferencia, sino por organización de calles, para que resulte más sencillo si venís a visitar el barrio con el propósito de hacer una ruta de moda vintage:

**********************************************************

Empezaremos la ruta por una de las calles principales del barrio, Espíritu Santo, y aquí me decanto por tres de las más conocidas:

EL TEMPLO DE SUSU: En el número 1 de la calle Espíritu Santo se encuentra la tienda vintage más antigua del barrio y no te resultará difícil de reconocer porque en su puerta siempre hay una moto que ha sido fotografiada en multitud de ocasiones. Yo la frecuento sobre todo por sus complementos: bisutería, bolsos, gafas de sol, etcétera, todo ello a precios muy asequibles y en cuanto a la ropa, lo que más me suele gustar son las cazadoras (muy popular por las de cuero, aunque tiene mucha variedad de tejidos) y las faldas vaqueras o de polipiel. Lo mejor de ella es que es muy económica y por menos de 50 € podrás llevarte un conjunto vintage completo si le dedicas algo de tiempo a rebuscar.

MISS VINTAGE: En el número 7 de la calle Espíritu Santo encontraréis esta pequeña tienda llena de grandes tesoros. Destinada principalmente al sector femenino, no podría decantarme por una selección de prendas preferidas porque su dueña tiene un gusto exquisito y en mi opinión, suele acertar al 100% en todo lo que trae. Yo la he escogido en varias ocasiones para comprar calzado y prendas vaqueras y en la actualidad es muy popular porque customiza las camisas denim con estampados muy coloridos y atrevidos (los de Frida Kahlo están siendo un verdadero boom). Si no vivís en Madrid, estáis de suerte, porque tiene tienda online, así que no perdáis la oportunidad de visitarla.

FLAMINGOS VINTAGE KILO: En el mismo número 1, un poco antes de llegar al Templo de Susu, encontraréis esta tienda que se ha hecho muy popular sobre todo entre la gente más joven para adquirir piezas vintage / segunda mano (otro día os haré un post dedicado a diferenciar estas dos categorías, que creo que es muy importante) y que yo frecuento especialmente para comprar cinturones (aunque también me parece una muy buena opción para comprar pantalones vaqueros a buen precio y customizarlos) a precios muy económicos. Si quieres encontrar verdaderas gangas, entonces te recomiendo que te armes de paciencia, porque se trata de un espacio muy grande y requiere de tiempo para encontrar piezas especiales.

**********************************************************

Y si hay una calle vintage por excelencia en Malasaña, sin duda es Velarde y aquí te recomendamos las siguientes paradas:

KINDA KINKS: Esta tienda la podéis encontrar en la calle Pez nº16 (es la primera que abrieron) y actualmente también se encuentra en la calle Velarde nº6. En mi opinión, sus puntos fuertes son las prendas vaqueras, los monos y las gafas de sol y debo decir que además de encontrar una gran variedad, puedes comprar piezas de grandes firmas como Armani, Lacoste o Fred Perry, entre otras. Yo soy de las que creo que a veces es mejor invertir un poco más, pero garantizarte que te llevas algo de calidad y para mí, esta es una de las tiendas que recomendaría si quieres hacer ese tipo de compra vintage (aunque también puedes encontrar otras piezas más económicas).

ALPHAVILLE: Quizás no sea una de esas tiendas que visito con frecuencia porque tiene una ropa bastante arriesgada para lo que es mi estilo, pero si quiero comprarme camisetas de corte americano, es de mis preferidas, no solo por la selección, sino también por el precio (suelen rondar entre los 5 y 10 €), pero eso sí, te recomiendo que no vayas con prisa porque te tocará rebuscar y rebuscar, pero si lo haces, estoy segura de que te podrás llevar algún que otro tesoro.

MAGPIE: En el número 3 de la Calle Velarde encontrarás una de las tiendas vintage más famosas de todo Malasaña. Me parece la opción perfecta para aquellas personas que quieren descubrir este estilo, porque encontrarán de todo a precios bastante asequibles. Mi piezas preferidas son los bolsos, las camisas y los pantalones de vestir, aunque debo decir que aquí me he comprado absolutamente de todo. En mi opinión, la época de rebajas suele ser muy buena para invertir en piezas especiales y últimamente visito con frecuencia la sección de hombre, porque las chaquetas de estilo militar se han convertido en una de mis debilidades y aquí no es difícil encontrarlas.

BIBA VINTAGE: En el Local 4 del número 1 de esta misma calle encontrarás una de mis tiendas preferidas para encontrar partes de arriba de mujer (tops, camisas, etcétera). Debo decir que esta tienda la visito con más frecuencia en la época de calor, porque me llaman mucho la atención sobre todo las piezas que tienen en primavera y verano (monos, vestidos vaporosos, gafas de sol…). En mi opinión, aunque tienen prendas para todos los gustos, la selección de mujer me parece muy delicada y femenina. No te resultará complicado encontrar lo que quieras porque además lo tienen muy bien organizado por categorías.

LA MONA CHECA: En el número 2 de la calle Velarde encontrarás una de las tiendas vintage más bonitas de todo el barrio, especializada sobre todo en prendas vaqueras – cazadoras, pantalones largos, shorts, etcétera – aunque debo decir que cada día me gusta más para encontrar también piezas especiales para dar ese toque vintage a un look de diario, como fulares o cualquier otro complemento que te puedas imaginar. Si tienes suerte y tienen tu talla, las faldas de vestir también son una de las cosas que más me gustan de su selección. Vete con tiempo y casi pondría la mano en el fuego de que no serás capaz de salir de ella sin pecar.

WILLIAMSBURG: No podía dejar de mencionar una de las primeras tiendas vintage que visité al llegar al barrio y que el año pasado se puso muy de moda por la visita de Sarah Jessica Parker. En mi opinión, es una tienda con mucho gusto y que apuesta por una selección para gente que realmente admira el vintage. Mis piezas preferidas son los vestidos y las blusas, pero cuando he entrado con calma, también ha habido otras piezas que me han sorprendido para bien, así que no te cierres a nada y disfruta de la experiencia.

EKEKO: Si tienes oportunidad de pasar por el número 39 de la calle San Vicente Ferrer, encontrarás esta tienda en la que reciclan, customizan, deconstruyen y arreglan sus prendas para darle una nueva vida. Puedes escoger esa camisa, vestido o pantalón que te gusta y pedirles que la ajusten a tu medida, que le quiten las mangas o que le hagan cualquier tipo de arreglo. Tienen piezas muy especiales y a muy buenos precios y además, son la mar de encantadores.

EL RINCÓN DE TÍA JO: Josefina se ha instalado este mismo año en el que era el antiguo local de “Las Pulgas” (en el número 4) y le ha hecho un cambio tan grande que no parece el mismo espacio: mucho más luminoso y amplio (ahora puede verse desde el interior el precioso patio de vecinos que tienen y lo que era la antigua casa del portero), en esta tienda podréis encontrar desde segunda mano al vintage más delicado (incluso llegado de Japón) y también pequeños objetos y antigüedades que le dan un aspecto muy auténtico. Los precios, de lo mejor que hay en el barrio y además toda la ropa está perfectamente cuidada, lavada y planchada. Si entras, te sentirás como en las boutiques donde compraban nuestras madres y abuelas, con atención personalizada y sumamente amable.

**********************************************************

Uno de mis últimos descubrimientos está ubicado en la calle Hernán Cortés:

Aramayo Vintage, calle Hernán Cortés
Aramayo Vintage, calle Hernán Cortés

ARAMAYO VINTAGE: En el número 14 de esta calle encontraréis una tienda realmente maravillosa, no solo por su preciosa decoración – era una antigua frutería y han mantenido algún que otro guiño al antiguo local, como algunas luces – sino también por su gran selección de piezas a muy buenos precios (diría que de los mejores de todo el barrio). Os recomiendo que vayáis con tiempo, porque hay de todo y para todos los gustos. Si tuviese que quedarme con algo, me encantaron las prendas vaqueras, los bolsos y los complementos (los collares y pendientes no son todos vintage, pero merecen mucho la pena por su originalidad y precio). Los jerseys, tanto para hombre como para mujer, son también muy originales y lo mejor de todo, tienen una gran variedad de tallas.

**********************************************************

Y aunque ya no está en Malasaña, no puedo dejar de recomendárosla:

LA CIERVA VINTAGE:  Esta tienda estuvo durante un tiempo en la Calle Marqués de Santa Ana y sin duda ha sido mi preferida no solo para adquirir moda vintage, sino también decoración. En la actualidad se encuentran en Elche, pero hacen venta a través de sus redes sociales y muy pronto dispondrán de tienda online. Me costaría mucho decantarme por mis piezas preferidas porque aquí he comprado cosas para el hogar, ropa casual, conjuntos más de vestir, complementos, calzado, sombreros, etcétera. Si quieres comprar algo de lo que cuelgan en Facebook o Instagram, solo tienes que contactarles y ellos te dirán precio y medidas para que antes de comprarlo compruebes si encaja bien con tu talla. Mi última adquisición ha sido una falda estampada de flores de corte midi que muy pronto os enseñaré en las redes sociales. Recomendable 100% (debo confesar que la echo mucho de menos).

Y hasta aquí mi listado de tiendas preferidas para comprar ropa vintage en Malasaña. Ahora cuéntame tú, ¿cuál es tu favorita?

 

MI TOP TEN DE TIENDAS VINTAGE EN MALASAÑA

Fotografía: http://www.churchillandrufus.com
Fotografía: http://www.churchillandrufus.com

 

Si hay algo que me preguntáis con muchísima frecuencia, es sin duda por la moda vintage en Malasaña. He escrito recomendaciones de lugares concretos, os he contestado por privado a vuestros mails y en ocasiones a través de las redes sociales, pero estos días me he dado cuenta de que una manera más fácil y sencilla de daros mi más humilde opinión – y que sorprendentemente no se me ha ocurrido hasta hoy – es publicar un post con mis diez tiendas preferidas sobre este estilo en el barrio. No quiero hacer un listado en orden de preferencia – posiblemente porque con un poquito de cada una de ellas haría mi tienda vintage perfecta – así que he decidido dividirlas por calles, porque de esta manera, para quien visite el barrio por primera vez, le resultará mucho más sencillo… ¡COMENZAMOS!

Leer “MIS TIENDAS VINTAGE PREFERIDAS DE MALASAÑA” (ACTUALIZADO 2017)

TÚ PREGUNTAS, YO RESPONDO (RECOMENDACIONES EXPRESS DE MALASAÑA)

adriana-alcol

Hoy me toca el turno de responder a algunas de las preguntas que soléis enviarme con más frecuencia, casi todas relacionadas con sugerencias y recomendaciones de Malasaña, así que como he escogido diez y no quiero que sea el post más largo del mundo, empiezo en 3, 2, 1… ¡Ya!

1. Recomienda un lugar para tomar el brunch, otro para comer y otro para cenar en Malasaña:

Para tomar el brunch os propongo el Vacaciones, por el ambiente y su magnífica atención y el Roll, que aunque está en la Plaza de las Comendadoras, merece la pena pasear un poquito para disfrutar de su terracita. Si quieres comer, entonces te recomiendo el Verbena, donde podrás disfrutar de comida sencilla, casera y muy económica – y si consigues la mesita que da a la Calle Velarde, no podrás estar mejor – y para cenar el Maricastaña, aunque eso sí, trata de reservar antes de ir porque si no será misión imposible (imprescindible probar sus croquetas… ¡Están deliciosas!).

maricastaña

 

2. Recomienda las tiendas de Malasaña donde tú comprarías artículos vintage:

Quien me lea habitualmente sabrá que mi debilidad es La Cierva Vintage, así que hoy os propongo mis otras tres imprescindibles: Miss Vintage, que aunque es muy pequeñita tiene una selección de prendas y complementos de lo mejorcito que podrás encontrar en Malasaña, Rainbow Vintage, porque tiene un sello muy personal con un aire muy british, aunque podrás encontrar también otro tipo de estilos – tanto para hombre como para mujer – y por último, Biba Vintage, que de un tiempo a esta parte  me logran tentar con cada una de las fotografías que suben a su Instagram – y además tienen unos precios muy buenos (no pierdas de vista sus camisetas para chico con corte americano y los jeans para ellas).

rainbow-vintage

3. Recomienda tiendas de diseñadores independientes en Malasaña tanto para hombre como para mujer:

Para mujer me decanto por La Pizarra, especialmente por sus vestidos, que parecen elegidos para sentar bien a todo tipo de cuerpos – también podrás encontrar otras prendas, para hombre y mujer y complementos con mucho gusto – y para hombre sin duda Dewe Malasaña, porque es el estilo que a mí me gusta para vestir a un hombre joven, que le gusta el estilo casual, pero que se preocupa por la calidad de su ropa.

dewe-malasaña

 

4. ¿Hay algún lugar en Malasaña donde se pueda hacer compraventa de moda vintage?

Esta pregunta me la hacen muy a menudo – yo también me ha he hecho en alguna ocasión – pero creo que ninguna de las tiendas vintage de Malasaña compra ropa a particulares que entren por la puerta y lleven su producto (si vosotr@s concéis alguna, estaré encantada de saber cuál es). Lo que sí hay es una tienda que se llama Ábrete Sésamo (esta es su web:www.abretesesamotrueque.com) en la que puedes canjear tu ropa por puntos y cambiarla por otros de los productos que tienen en su espacio, pero ellos lo explican mucho mejor en el link que os he dejado arriba, y si no siempre os queda la posibilidad de participar en alguno de los múltiples mercaditos que se llevan a cabo en el barrio, en los que puedes llevar tu ropa y venderla al precio que mejor consideres.

 

5. Recomendación de feria, mercadillo o similar para exponer tu producto si eres diseñador@:

Como os he dicho en la respuesta anterior, a Malasaña no le faltan mercaditos y tendrás muchas opciones para elegir la que más se amolde a tí y a tu estilo, pero como lo que me pedís es mi opinión, yo me decantaría por el Ciento y Pico Market, porque en todas sus ediciones encuentro puestos de gente con muchas ideas originales y únicas y el espacio es amplio y luminoso, en una de las calles más transitadas del barrio. Seguro que no os va a decepcionar y será un buen escaparate para mostrar vuestro trabajo.

ciento-y-pico-malasaña

6. Recomendación de peluquería o salón de belleza del barrio:

Ahora sí que sí, ya puedo deciros que he encontrado el salón de belleza de mi vida que no cambiaré jamás: Salón 44. Reconozco que una de las cosas que más me sorprendió cuando vine a vivir a Madrid fue la cantidad de oferta que había en cuanto a este tipo de negocio y los precios, mucho más altos a lo que yo estaba habituada, pero si queréis que os diga la verdad, creo que cada euro que he pagado en Salón 44 ha merecido la pena, porque saben dar con el corte perfecto para que no tengas que ir a retocártelo con mucha frecuencia y además, una vez dentro, te vas a sentir como una reina, y tod@s nos lo merecemos de vez en cuando, ¿no?

salon-44-madrid

7. Algunos de tus lugares preferidos para llevar a la gente que viene a Malasaña por primera vez:

Bueno, aunque esta pregunta es muy relativa, porque depende del tipo de visita que venga, una de las cosas que más me gusta y que les recomiendo que visiten son las librerías de Malasaña. Aquí no sé ni por cuál decantarme, porque me gustan casi todas, pero si tuviese que decir tres, serían las que considero más especiales que son Tipos Infames, Tres Rosas Amarillas y un poquito más lejos del barrio, Panta Rhei. Y en general, siempre propongo a la gente que callejee, que Malasaña son sus calles, su gente y su ambiente, y que no hace falta consumir – bueno, una cañita que no falte – para disfrutar plenamente del mejor barrio de todo Madrid.

tipos-infames

8. Recomendación de algún lugar para dormir en Malasaña:

Aquí no puedo ayudaros, porque mi casa es el hostal más visitado por mis amigos, pero os haré la recomendación de una página que os proporcionará alojamiento adaptado a vuestras necesidades y mucho más económico: www.airbnb.es; yo desde que lo descubrí no utilizo otra cosa a la hora de viajar.

 

9. Si no vivieses en Malasaña, ¿En qué otra zona de Madrid te gustaría vivir?

Si no viviese en Malasaña, Conde Duque – que muchos todavía consideran “el otro lado de Malasaña” – sería mi primera opción y como segunda, Chamberí. ¿Una casa en La Moraleja? No, gracias.

 

10. Recomendación para quien quiera empezar un blog sobre la ciudad de Madrid:

Lo que le diría es que disfrute  de Madrid y que escriba de aquello que le guste y le motive, que busque su propio estilo sin tratar de imitar a nadie y que sea feliz por cada lector que tenga, que es todo un regalo. Ah! Y sobre todo que aprenda a vivir la vida real, que para escribir en la virtual, hace falta olvidarse de la tecnología cuando puedes hablar cara a cara con la gente.